Miriam Ponsa

Dones mula

Primavera-verano 2015

Se las conoce como mujeres mula o porteadoras de Melilla. Su trabajo consiste en transportar pesadas cargas a través de la frontera de España hacia Marruecos. Algunas hacen hasta 3 o 4 viajes al día hasta el “Barrio Chino” transportando hasta 80 kgs.

Se trata de mujeres que a día de hoy arriesgan sus vidas como consecuencia del trabajo físico llevado al extremo. Se lleva a cabo en condiciones de semiesclavitud. Este trabajo quiere hacer visible su situación y homenajearlas.

Las técnicas de tejeduría artesanal con cintas y cordones tienen protagonismo en la colección. Las piezas se crean mediante la técnica de la cestería, el macramé, la jarapa, el braiding y los anudados. Los anudados simbolizan las cuerdas de las porteadoras y la esclavitud.

Las piezas de goma elástica recuerdan el trabajo previo al viaje de las porteadoras, que consiste en esconder todo el material posible tocando el cuerpo y envolverlo con film de plástico. La utilización de la goma elástica simboliza la opresión y la falta de libertad.

La cintería juega un papel importante en esta colección, se trabaja tejiéndola y como detalle para sujetar partes de piezas.

El patronaje se trabaja a partir de la carga, mochilas, etc… a la vez que sigue la línea de piezas oversize. La superposición de capas donde se esconde material es una inspiración para trabajar en este sentido.

Los estampados se trabajan con la técnica de la serigrafía y evocan los típicos muros en forma de gelosía arábica.

Predominan colores que quieren recuperar la armonía y nos acercan a la tierra. Colores blanco, crudo y tierra que evocan el barro y gamma de kakhis.

Las transparencias inspiran en la superposición de tejidos, algunos semitransparentes, otros calados. Tejidos de lino 100%, algodón 100%, ras de seda, voile de seda, algodón orgánico procedente de Andalucía.